Dos de sus hermanos y varios de sus amigos emigraron a Estados Unidos en busca de mejores oportunidades, pero Eduardo Espinal, un niño de 12 años, apuesta a un futuro en Honduras, donde abrió una barbería el mes pasado para ayudar a su familia.

«La barbería me gusta mucho y estudiar también», dice a la AFP sentado en el patio frente a su Eduar Barber Shop en Comayagua, unos 80 km al norte de Tegucigalpa.

Eduardo nació en una familia de escasos recursos. Su padre, Wilfredo Espinal, de 50 años, se gana la vida sacando arena de un río para vender a constructores, y su madre es ama de casa.

Quería ayudar a su familia, y a los 11 años comenzó a trabajar en una barbería que frecuentaba con su padre, donde aprendió el oficio.

«Mi papi me compró la primera máquina, de ahí comencé a cortarle el pelo a él», cuenta este niño que terminó la primaria en 2021 y tiene planes de empezar la secundaria el año próximo.

En 2021, unos 256.000 niños y jóvenes de 5 a 18 años trabajaban en ese país.

Eduardo trabajó un año como aprendiz, hasta que hace poco más de un mes dijo: «Papi, yo ya puedo cortar, yo quiero que me compre una silla».

Además de la máquina de cortar cabello, tijeras, navaja y el overol de barbero, Wilfredo Espinal compró a su hijo un sillón de peluquero que le costó 22.000 lempiras (unos 900 dólares), y le ayudó a instalar la humilde barbería en una pequeña casa de paredes de adobe forradas con cemento y techo de zinc en las afueras de la ciudad.

Eduardo cobra entre dos y tres dólares el corte, según el estilo. Su mejor día fue cuando atendió a 16 personas que le dejaron unos 45 dólares. Un buen ingreso en un país donde un tercio de la población de casi 10 millones de habitantes vive con menos de un dólar al día.

Aunque la barbería abre a las 8:00 am y cierra a las 8:00 pm, también encuentra tiempo para jugar cuando no tiene clientes. «Vamos a jugar escondite [y] con la bici» o al fútbol, explicó.

Dice que quiere ser un barbero profesional. También sueña con ayudar a su hermana a abrir un salón de belleza, y le gustaría construirle una casa a su madre.

NAM/ElTubazo

Tu opinión es importante para nosotros, déjanos tu comentario y síguenos en   InstagramTwitterFacebook recibe de inmediato los hechos noticiosos y análisis tal como están ocurriendo.