*Las finanzas están haciendo estragos y hacen su directiva no pueda fichar estrellas de primer nivel.

Por: Luciano López jr @Elkillerdeldeporte

Bienvenidos una vez más al interesante mundo del fútbol hoy trataremos el tema del FC Barcelona, ya que al parecer pensaba hacerse de los servicios de jugadores de la Premier y dado que su proyecto para la temporada que se avecina luce aterrador.
Las penurias económicas que atraviesa el conjunto blaugrana hacen que su directiva pierda oportunidades a la hora de poder ofrecerle fichajes de calidad,de hecho, ya se han ido algunos jugadores‘top’ del mercado como es el caso de Eierling Haaland, que no quiere irse a un equipo que no las tiene claras y cada vez se aleja de torneos Internacionales al ritmo que va.
Y de fuentes aseguran, que para poder traer nuevos talentos al Camp Nou, su junta deportiva están pendientes también de dejar salir y rebajar la masa salarial que permita aligerar un poco más la situación económica. Uno de los nombres que están sonando con fuerza en las últimas horas para irse del equipo es Memphis Depay, que está a punto de caramelo de irse a otro destino.
En tal sentido, El delantero holandés llegó como una gran apuesta y esperanza en el pasado mercado, un futbolista con muchas contradicciones, con una buena edad y que ya había dejado constancia de lo que era capaz de hacer en la Premier League primero con el Manchester United y después en Francia con el Olympique de Lyon, pero que en el Barça no ha podido cuajar ni de rendir según lo esperado.
Y desde Inglaterra apuntan que el Tottenham está interesado en hacerse con sus servicios de cara a la próxima temporada quizás en un esfuerzo más a la desesperada por retener a Harry Kane, colocándole a futbolistas de primera línea a su alrededor en el ataque y confeccionar un equipo ganador que haga que el inglés haga caso omiso a los constantes ofertas que le llegan desde fuera. Memphis Depay podría ser un gran complemento en el ataque de los Spurs y un buen acompañante en la zona ofensiva para Harry Kane.

Para finalizar, el Barcelona esta delicado y por los vientos que soplan no se ve un futuro alentador ni mucho menos mejoría por lo que tendrán que tener mucho más que suerte para la próxima campaña, será hasta otra oportunidad.